En este post vamos a hablar de la rehabilitación postoperatoria de la descomprensión subacromial y, lo vamos a hacer paso a paso centrándonos en cada una de las fases que hay que seguir. Toma nota.

Fase 1: Postoperatorio inmediato (semanas 0-1)

Ejercicios:

  • Movilidad activa dedos, muñeca y codo (mínimo 3 veces al día)
  • Ejercicios pendulares (mínimo 3 veces al día)
  • Hielo para el dolor y la inflamación
  • Puede hacer un programa de acondicionamiento general, es decir, caminar, bicicleta estática, etc.
  • Cabestrillo usado sólo para comodidad
  • Mantenga la incisión limpia y seca durante las primeras dos semanas.

Fase 2: Movimiento pasivo y activo (semanas 1-2)

Ejercicios:

  • ADL’s según lo tolerado
  • Comience movilidad pasiva y activa asistida según la tolerancia al dolor
  • Masaje suave de los tejidos blandos
  • Movilización de la articulación escapular / glenohumeral según lo tolerado
  • Entrenamiento postural y propioceptivo
  • Continuar el hielo según sea necesario

Fase 3: Fortalecimiento temprano (semanas 2-6)

Objetivos:

  • Movilidad activa normal a las 6 semanas
  • Eliminar el enganche en el hombro

Ejercicios:

  • Continuar movilidad pasiva y activa según lo tolerado
  • Continuar la movilización de la articulación escapular / glenohumeral (tramos capsulares posteriores) según lo tolerado
  • Comience el programa de fortalecimiento para los estabilizadores de la escápula y el manguito de los rotadores (bandas elásticas, pesos – pesos bajos, repeticiones altas, sin enganche)

Fase 4: Fortalecimiento avanzado (semanas 6-12)

Ejercicios:

  • Continúe los estiramientos
  • Continuar fortaleciendo (ejercicios de resistencia progresiva)
  • Reforzar el entrenamiento postural (evitar el enganche del hombro)
  • Consejos para una descompresión subacromial exitosa

Pasos para rehabilitarte correctamente de una descomprensión subacromial

terapia

1. Reconozca el dolor: Los niveles de dolor deben permanecer bajo control. Los narcóticos prescritos, los medicamentos de venta libre y el hielo deben usarse según la tolerancia al dolor de un individuo y las instrucciones del médico.

2. Descanso: El proceso de curación se verá obstaculizado por el sueño insuficiente. Dormir en un sillón reclinable puede llegar a ser la mejor opción. Acostado en el lado opuesto con una almohada acunada entre sus brazos es una opción secundaria. Evite dormir en cualquier posición que cause dolor significativo.

3. Permanezca hidratado y coma una dieta equilibrada: Es aconsejable eliminar todos los fármacos administrados durante la cirugía. No se olvide de beber agua durante todo el día. Las frutas y verduras frescas, así como alimentos ricos en fibra ayudarán a compensar la probabilidad de estreñimiento. No se olvide de incluir cantidades suficientes de proteínas en su dieta.

4. Sigue las indicaciones para el cuidado de las heridas: Hasta que se retiren los puntos las pequeñas incisiones deben mantenerse secas y limpias. Trate de evitar sudar excesivamente. Al ducharse, proteja los vendajes impermeables con una bolsa de plástico. Cambie los apósitos según las instrucciones del médico.

5. Use ropa cómoda: Camisas abotonadas espaciosas proporcionan el acceso más fácil. Seleccione pantalones cortos, pantalones y / o faldas que requieren un mínimo de trabajo para subir y bajar.

6. Iniciar y mantener el protocolo de terapia física: A menudo la fisioterapia aumentará el nivel de dolor. Tomar medicamentos para el dolor antes de una sesión y después aplicar hielo disminuirá esta probabilidad. Establecer y seguir una rutina diaria ayudará en el proceso de recuperación. Si el nivel de dolor excede lo que se espera, no dude en ponerse en contacto con el fisioterapeuta o el médico.

7. Incluya Actividad Diaria: A menos que el médico le indique que permanezca en reposo, es esencial que tome tiempo para moverse. Si el tiempo lo permite, es aconsejable salir a pasear tranquilamente o permanecer en el interior para montar una bicicleta estática.

8. Retirada del cabestrillo: Su cirujano o el fisioterapeuta le proporcionarán el marco de tiempo para ser menos dependientes del cabestrillo. El proceso de destete depende de la complejidad de la cirugía y del proceso de recuperación individual.

Encontrar la zona de confort es la clave: Después de un tiempo prolongado con el cabestrillo, el brazo comienza a perder su flexibilidad y fuerza. La adhesión al protocolo de fisioterapiaayudará a minimizar cualquier problema futuro. Evite los movimientos dolorosos La cirugía del hombro causa diferentes grados de dolor. Las instrucciones postoperatorias suelen incluir una lista de movimientos que deben evitarse. Si no está seguro, no tenga miedo de preguntar. Uno debe también ser consciente de los movimientos que exacerban la incomodidad.

9. Mantener la perspectiva positiva: Las emociones y la perspectiva mental afectan la recuperación. Es fácil sentirse incómodo cuando la vida de uno está temporalmente limitada debido a los efectos secundarios de la cirugía. Con el fin de inculcar una perspectiva positiva encontrar el tiempo suficiente para escuchar música, ver comedias, leer la literatura inspiradora, y / o meditar.

Rehabilitación postoperatoria de la descomprensión subacromial, ¿qué hay que tener en cuenta?
5 (100%) 1 vote