El Grupo Practíser. en Cartagena, ofrece a todos sus pacientes un servicio pionero en la rama de la traumatología: la infiltración ecoguiada, llevada a cabo por el doctor Diego Giménez Belmonte. La técnica de imagen es de fácil acceso, indolora, rápida, inocua y de bajo coste en comparación con otras. Además, permite la exploración dinámica en tiempo real de múltiples áreas anatómicas, carece de efectos adversos y prácticamente no tiene con­ traindicaciones.

La infiltración ecoguiada es una herramienta idónea para complementar la exploración física. Su uso es fundamental en los procedimientos de punción-aspi­ración e infiltración con fines diagnósticos y/o terapéuticos. El uso del doppler color permite detectar pequeños aumentos indicativos en la vascularización de la inflamación. La infiltración ecoguiada está especialmente indicada para tendinopatías, ruptura paridla o total, tenosinovitis, luxaciones, calcificaciones, quistes sinoviales o gangliones), piel y tejido celuar subcutáneo (tumores, edema, celulitis y abcesos, contusiones y hematomas, cuerpos extraños); músculo (dolor muscular retardado, elongación, contusiones, fibrosis, hernias musculares); articulaciones (derrames, sinovitis, patologías degenerativas y otras estructuras (esguinces o roturas ligamentosas bursitis, lesiones nerviosas o fracturas ocultas en huesos superficiales).

En la unidad de traumatología de Practiser aplica también la infiltración de plasma rico en plaquetas (PRP). Una opción terapéutica para múltiples tipos de lesiones ortopédicas y de dolor articular. Consiste en la inyección de una alta concentración de las propias plaquetas del paciente directamente en la lesión con el fin de promover su curación o mejorar los síntomas. La sangre está compuesta por plasma, glóbulos rojos y blancos y plaquetas que favorecen la curación al ayudar a la coagulación de la sangre. Las plaquetas pro- mueven la coagulación y ayudan a la regeneración tisular.

En la terapia con PRP una cantidad de sangre del paciente se prepara por centrifugación para separar las plaquetas del resto de componentes. El resultado es una alta concentración de plaquetas que son inyectadas directamente en la lesión. A diferencia de los corticoides el PRP ofrece la oportunidad de curar el área afectada y ser una solución permanente. Comparada con la cirugía, la terapia con PRP es mucho menos costosa, presenta menor riesgo de infección y aporta una recuperación más rápida. Si una lesión es lo suficientemente severa para considerar la cirugía, debe plantearse primero la terapia con PRP. Para beneficiarse de estas terapias puede pedir cita en el 968 33 00 33 o en www.practiser.net .

Traumatología de Calidad a Su Alcance
3 (60%) 1 vote